domingo, noviembre 04, 2007

Ley de Memoria Histórica

¿Necesita España una ley como esta? ¿Está España crispándose por culpa de esta ley? ¿Son los que se oponen a esta ley los que de verdad tienen que callar? ¿Es el Gobierno socialista un especialista en reabrir heridas que ya, se supone, deberían estar cerradas? ¿Qué pinta aquí la Iglesia? ¿Qué pasa con todos esos beatificados por la Iglesia? ¿Y el Valle de los Caídos?

Nuestro país, ya saben, es un país de extremos, los de centro, si es que existen, no saben muy bien cómo estar en una situación política en este país, y parece ser que sólo dos grupos políticos y que estos dos se están dando de golpes por un ley que yo creo que sí es necesaria y que ampara a los muertos de los dos bandos: a los muertos de la República y a los muertos del franquismo. Pero hay gente a la que parece no interesarle esto de para todos y se dedican a criticarla por el simple hecho, quizás, de que la idea sea de un gobierno socialista y no de uno de derechas, naturalmente.
España ni de coña está crispada, pero las radios, las televisiones, los periódicos y todos los medios de comunicación sí, y esto se transmite a la gente que, mayoritariamente, usa alguno de estos medios para su información, pues se contagia, si me pasa a mí, ¿por qué no a ustedes? La contaminación informativa es peligrosa en estos tiempos en los que nadie está de acuerdo.
El Gobierno es posible que esté usando esta ley con fines electorales, pues bueno, si esto es así, me parece de muy poca decencia, pero hoy en día, la mayoría de los políticos ya se sabe... La honradez está, por desgracia, muy por debajo del listón. Pero eso de reabrir heridas... no creo, siquiera, que se hayan cerrado. Y es una pena, pero ahí están los monumentos, están los nombres, está la Historia... y los muertos, naturalmente. Es una pena que no se crean al Gobierno, una pena que lo malinterpreten, pero bueno, así están las cosas y es comprensible.
El papel de la Iglesia ya es sangrante, se oponen absolutamente a todo, incluso a esto. ¿Por qué?¿Se descubrirían algunos secretos escondidos? Parece mentira que algo que en España no debería pintar absolutamente nada, se le dé tanto bombo. Declaraciones por aquí, por allá, y ellos, mientras, a seguir engañando, difamando y diciendo barbaridades, porque esos comunistas... ya solo les falta decir esa frase de si Franco levantara la cabeza... pues, señores del clero, se daría con la tapa en la frente y volvería a caer para atrás. Ustedes, dedíquense a hacer misas, a beatificar a los cuatrocientos noventa y ocho de su bando, entre curas y demás, y dejen al Gobierno de España recuperar nuestra memoria, que ustedes bien que levantaban el brazo junto a Franco, y lo apoyaban, aunque reconozco que hicieron gran labor en la Transición, eso no se lo niego.
El Valle de los Caídos, y todos los demás símbolos del franquismo, deberían ser retirados. Los nombres de las calles cambiados, las estatuas retiradas, las inscripciones en piedra, como la de Correos de Córdoba, borrada. Prefiero, lo siento, que se vaya de la memoria, por extraño que parezca, esta parte de la Historia de España, porque apenas trajo nada bueno, quizás la concienciación en las futuras generaciones de que cosas así no pueden volver a ocurrir. Es una pena, pero España parece no haberse acabado de dar cuenta de que cuanto antes mejor.
El otro día, leí que mataron a Muñoz Seca, ellos, en cambio, mataron a Lorca.
A favor de la ley de Memoria Histórica, naturalmente.

Por otro lado, mañana vuelvo a la radio, la cadena SER de Córdoba, en la sección Club de Lectura, donde comentaremos el libro de Stephan Zweig, Castellio contra Calvino. Empezará sobre las 19:10.

4 comentarios:

Revertiano dijo...

A ver si hoy no me pierdo el programa, aunque aquí en Peñarroya hay que oírlo por Onda Media y no se oye muy bien.
Atento al próximo artículo que voy a poner en mi bitácora, que te va a encantar.

Anónimo dijo...

Berma, Berma¡¡¡Si Franco levantara la cabeza!!! ¡Pfuh! Martillazo y punto.

Joaquín

ÉBOLI dijo...

Berma, está bien lo de la retirada de algunos símbolos, pero ¿quién borra de la historia lo que pasó? y por otro lado ¿es bueno borrarlo?. Si nos pusiéramos a borrar, borremos las seudo dictaduras de muchos reyes (es decir, quitemos estatuas de reyes, nombres de calles, cuadros del Prado y un larguísimo etcétera), sería una locura colectia. Digo yo, que mejor dar descanso a los que están en fosas comunes (de los dos sitios), y dejar pasar el tiempo, contando la historia como ha sido, con lo bueno y lo malo. De los errores conocidos se aprende, de lo que se tapa, se vuelve a caer. Ah! escuché lo de la radio, ya te comentaré el tema, pero genial argunos argumentos, sobre todo el que te gustan los malos... je je je

ÉBOLI dijo...

Ah, Berma, si te pones a quitar que quiten las pelis de Joselito y CIA, que mas franquistas que eso me rio yo.